Inicio   > Abogados especializados en casos de cáncer de vejiga

Abogados especializados en casos de cáncer de vejiga

La exposición ocupacional al asbesto se correlaciona con un mayor riesgo de cáncer de vejiga urinaria. El tamaño microscópico de las fibras permite que el asbesto ingrese en el flujo sanguíneo después de la inhalación, que posteriormente puede llegar al tracto urinario, mientras que las partículas de asbesto ingeridas también pueden incrustarse en las paredes de la vejiga mientras son expulsadas, cicatrizando el tejido y formando tumores y cáncer de vejiga. Necesitará un diagnóstico médico adicional de fibras de asbesto en sus pulmones u otra afección pulmonar para que nuestros abogados puedan tomar su caso.

Llame al 205.328.9200

Environmental Litigation Group puede tomar su caso solo si, aparte de un diagnóstico de cáncer de vejiga, usted recibe una evaluación médica posterior y una prueba de rayos X del tórax muestra cicatrices o daños en sus pulmones.

El cáncer de vejiga causado por la exposición al asbesto resulta en más de 10 mil personas diagnosticadas anualmente

El vínculo entre la exposición ocupacional al asbesto y el cáncer de vejiga urinaria está respaldado por evidencia médica confiable, que incluye nuestra propia investigación interna y muchos estudios médicos. El cuerpo expulsa las fibras de asbesto principalmente a través del sistema urinario, así como otros agentes cancerígenos, lo que facilita el desarrollo de tumores malignos dentro de la vejiga, lo que resulta en cáncer de vejiga. Para que tomemos su caso, necesitará un diagnóstico adicional que muestre cicatrices, fluidos u otros daños en los pulmones.

Existen múltiples formas en que las fibras de asbesto pueden llegar a la vejiga urinaria. Algunas fibras ingeridas pueden permanecer dentro de la vejiga después de la expulsión mediante la orina o ingresar a ella viajando a través del sistema circulatorio. Las fibras de asbesto inhaladas también pueden llegar a la vejiga, así como a los riñones, al infiltrarse en el flujo sanguíneo. Con el paso de los años, las partículas tóxicas causarán la inflamación y cicatrización del tejido, lo que a su vez puede conducir a la aparición del cáncer de vejiga urinaria.

Las causas del cáncer de vejiga varían enormemente, desde mutaciones genéticas adquiridas o heredadas hasta opciones de estilo de vida como fumar tabaco. Sin embargo, recientemente se descubrió que la exposición al asbesto también representa un factor de riesgo para el cáncer de vejiga y muchos otros problemas urinarios. Debido a que las fibras de asbesto - al ser microscópicas y con frecuencia en forma de aguja – pueden desplazarse a través del cuerpo y pueden llegar fácilmente al sistema urinario, donde pueden atascarse y conducir gradualmente a la inflamación y cicatrización del tejido. Con el tiempo, estos síntomas podrían causar un tumor maligno dentro o fuera de la vejiga.

Cabe destacar que las personas que ya padecen una enfermedad causada por la exposición al asbesto, como por ejemplo problemas pulmonares, cáncer de pulmón o mesotelioma, tienen un mayor riesgo de desarrollar cáncer de vejiga, así como otras enfermedades secundarias relacionadas con el asbesto, ya que las fibras de asbesto es más probable que lleguen a la vejiga. Es vital vigilar de cerca su salud si tiene antecedentes de exposición ocupacional al asbesto o un diagnóstico relacionado.

Síntomas comunes del cáncer de vejiga y problemas urinarios después de la exposición al asbesto

Estos son los principales síntomas del cáncer de vejiga, que pueden llevar a un diagnóstico y tratamiento tempranos:

  • sangre en la orina
  • sentir la necesidad de orinar con más frecuencia
  • una sensación de ardor al orinar
  • incapacidad para orinar
  • orinar una cantidad muy pequeña
  • cambios en el color de la orina
  • dolor pélvico
  • mal olor
  • presión en la espalda baja
  • pies hinchados
  • dolor de huesos
  • pérdida del apetito

Además, si estuvo expuesto a otros productos químicos en el lugar de trabajo durante un largo período de tiempo, sus posibilidades de desarrollar cáncer de vejiga también aumentan. Por lo tanto, una combinación de la exposición al asbesto o la existencia de fibras de asbesto en el cuerpo y la inhalación o ingestión de otras sustancias tóxicas es mucho más peligrosa, ya que aumenta sus probabilidades de desarrollar cáncer de vejiga antes.

Cáncer de vejiga diagnosticado erróneamente e historial de trabajo de exposición al asbesto

Cuando se trata de un diagnóstico erróneo, el cáncer de vejiga no es una excepción. Como muchos otros cánceres malignos, a menudo se confunde con condiciones menos graves, como infecciones del tracto urinario, cistitis intersticial, papiloma vesical, cálculo renal o vesical, vejiga hiperactiva, carcinoma de células renales o, en el caso de los hombres, la ampliación de la próstata o cáncer de próstata

Si recibe alguno de estos diagnósticos y tiene un historial de exposición ocupacional al asbesto, es crucial que busque una segunda opinión de un especialista médico, ya que su condición podría no ser lo que parece. Recomendamos encarecidamente consultar al menos dos expertos médicos cuando se trata de la exposición al asbesto, ya que estas enfermedades suelen ser muy difíciles de diagnosticar correctamente, incluso para los médicos más experimentados. Para que podamos tomar su caso, necesitamos un diagnóstico adicional de cicatrización, líquido o tumor pulmonar, que siempre están presentes debido a la exposición al asbesto en el lugar de trabajo.

Condiciones Que Califican Para una Compensación VA de Asbestos

Las enfermedades por asbesto dan derecho a los veteranos a beneficios de compensación solo si la mayoría de la exposición al asbesto ocurrió durante el servicio activo. Solo algunas de estas enfermedades traerán una cobertura de discapacidad del 100% (como mesotelioma pleural y peritoneal), y todas ellas requieren documentación y pruebas de que fueron causadas por la exposición al asbesto y no por otras causas.

Cáncer de Pulmón Mesotelioma Asbestosis Pulmonary Fibrosis

Miembros de la familia con diagnóstico de cáncer de vejiga debido a la exposición al asbesto

Antes de los años ‘80, cuando el uso del asbesto estaba en su nivel más alto, la exposición secundaria era extremadamente común. Esta es la razón por la que hoy en día muchas personas que vivían bajo el mismo techo que trabajadores expuestos al asbesto lucharon contra los mismos cánceres y enfermedades que los empleados. La exposición secundaria al asbesto implica inhalar o ingerir fibras de asbesto que se desprenden de la ropa, los zapatos, la piel o el cabello de los trabajadores. Había muchas maneras en que los miembros de la familia de los trabajadores podían haber inhalado fibras tóxicas de asbesto, como por ejemplo cuando lavaban la ropa, cuando los niños saludaban o jugaban con sus padres o cuando usaban los mismos muebles que ellos.

Si tiene un familiar que solía manejar el asbesto en el trabajo y ahora se le diagnosticó cáncer de vejiga, lo alentamos a que se ponga en contacto con nuestros abogados lo antes posible para que pueda recuperar una compensación monetaria. Ayudarle a pagar por los tratamientos médicos y medicamentos costosos, y también brindarle acceso a una mejor calidad de vida. Nuestros abogados tienen más de 50 años de experiencia en casos relacionados con la exposición al asbesto e invertirán toda su energía y recursos para obtener la mayor compensación monetaria disponible para usted y los miembros de su familia.

Perdió a un familiar por cáncer de vejiga causado por el asbesto, vea los requisitos de elegibilidad

La precaria salud a menudo hará que las víctimas del asbesto se muestren reacias a buscar ayuda legal durante su vida, lo que las deja a ellas y a sus familias en una pérdida financiera debido a que los tratamientos médicos son tan caros incluso con el seguro, sin mencionar que están perdiendo el dinero que se merecen obtener. Sin embargo, cualquiera de los miembros de su familia inmediata puede recuperar el dinero en su nombre con la ayuda de un equipo especializado de abogados. Si se encuentra en esta situación trágica, deberá proporcionar una radiografía de tórax reciente, mostrar pruebas de haber tenido un empleo relevante para el asbesto durante un mínimo de 3 años, registros médicos, certificado de defunción y evaluaremos su caso.

Sin embargo, debe tener en cuenta que tomar medidas legales lo antes posible es esencial, ya que el estatuto de limitaciones, que varía entre 1 y 3 años, dependiendo del estado en el que reside, nos impedirá presentar una reclamación ante un fideicomiso de asbesto si caduca. Por lo tanto, ponerse en contacto con nuestros abogados poco después de la muerte de su ser querido es altamente preferible, aunque sabemos lo difícil que puede ser para usted.