Inicio   > Fondos fiduciarios del asbesto

Fondos fiduciarios del asbesto

Fundados por compañías responsables que ingresaron a la protección por bancarrota, los fondos fiduciarios para el asbesto representan una fuente muy importante de compensaciones financieras para las personas que resultaron lesionadas por la exposición ocupacional. En este momento, en los EE. UU. hay 60 fondos fiduciarios del asbestos en funcionamiento, de los cuales las víctimas del asbesto pueden solicitar un pago presentando una reclamación. Hasta el momento, se han recuperado más de $ 18 mil millones, mientras que aproximadamente $ 37 mil millones están actualmente disponibles para futuros reclamantes.

Conozca a Nuestros Abogados

Cerca de otras cien compañías buscaron una reorganización por bancarrota según la sección 524 (g) del Código de Bancarrota de los Estados Unidos posteriormente. Sin embargo, mientras que algunos de ellos no fueron aprobados para la reorganización por bancarrota, otros tuvieron que solicitar la aplicación de las disposiciones del Capítulo 7, lo que implicó la liquidación de sus activos para pagar a los deudores. Actualmente hay 60 fondos fiduciarios activos del asbesto en los Estados Unidos y se han pagado más de $ 18 mil millones a las víctimas del asbesto de los años '80.

Hoy en día, es un hecho bien conocido que la exposición al asbesto puede causar enfermedades devastadoras, como el cáncer pulmonar y el mesotelioma. Aunque apenas en 1971 la Agencia de Protección Ambiental de EE. UU. clasificó el asbesto como un carcinógeno humano y comenzó a regularlo en consecuencia, los riesgos para la salud asociados con la exposición se habían conocido mucho antes. Los fabricantes de productos de asbesto sabían que la exposición al asbesto es responsable de la enfermedad pulmonar desde los principios de los años '30, a medida que salían a la luz más y más prestigiosos estudios médicos sobre este tema en todo el país, así como en Europa. Sin embargo, los ejecutivos de la mayoría de las compañías que manejaban el asbesto y productos derivados optaron por ocultar esta información a los empleados para sus propios beneficios financieros, insistiendo en que la exposición era segura, lo que resultó en una conspiración nacional en los años '40.

Poco después de que se reconocieran públicamente los peligros del asbesto, el número de personas que presentaban demandas de lesiones personales aumentó exponencialmente. Como consecuencia, muchas compañías de asbesto no pudieron compensar a sus ex empleados y decidieron solicitar la protección por bancarrota estipulada en el Capítulo 11. Para obtener la protección por bancarrota, cada compañía responsable tenía que crear un fondo fiduciariopara que las futuras víctimas de la exposición ocupacional al asbesto pudieran recibir la compensación a la que tenían derecho. El primer fondo fiduciario para el asbesto fue creado por Johns Manville en 1988, con $ 2.5 mil millones disponibles como compensación.

FONDOS FIDUCIOARIOS DEL ABSESTO ACTIVOS

Pacor Incorporated $2.5 billion
Johns Manville $2.5 billion
Western MacArthur $2 billion
Nicolet Keasbey & Mattison $2.11 billion
Combustion Engineering $1.43 billion
Babcock and Wilcox $1.85 billion
A.P. Green Industries $901 million
Kaiser Aluminum $1.2 billion
GAF Corporation $770 million
Pittsburgh Corning $3.4 billion
Lummus 524(g) $38 million
A&I Corporation &13 million
A-Best &18 million
API, Inc. $94 million
ARTRA 524(g) $74 million
Armstrong World Industries $2 billion
ASARCO LLC $830 million
Bartells Asbestos $172 million
Brauer 524(g) $1 million
Burns and Roe $20 million
NGC Bodily Injury $446 million
Owens Corning Fibreboard, Fibreboard Subfund $1.5 billion
Porter Hayden Bodily Injury n.a.
Raytech Corporation n.a.
Stone and Webster $6 million
Swan Asbestos and Silica $120 million
T. H. Agriculture and Nutrition, LLC Industries $901 million
United States Gypsum $3.9 billion
Leslie Controls n.a.
Narco n.a.
Piper Aircraft Corporation n.a.
Bondex n.a.
EPI n.a.
Plant n.a.
Flexitallic Gasket Company $635 million
Eagle Picher Industries Inc. $730 million
Bell Asbestos Mines $635 million
Federal Mogul Corporation T&N Subfund $635 million
AC$S $528 million
General Motors $625 million
Honeywell Heating $452 million
Garlock $480 million
Gold Bond $347 million
National Gypsum $347 million
Abex Corporation $307 million
Owens Corning Fibreboard, Owens Corning Subfund $3.4 billion
The Flintkote Company $214 million
Congoleum Corporation $270 million
J.T. Thorpe Inc. $153 million
Plibrico Company $205 million
Unarco $114 million
Republic Powdered Metals $140 million
H.K. Porter Inc. $104 million
Shook and Fletcher $109 million
C.E. Thurston and Sons $53 million
Celotex Asbestos Settlement $1.2 billion
DII Industries, LLC $2.5 billion
Federal Mogul, Fel-Pro Subfund n.a.
Federal Mogul, Vellumoid Subfund n.a.
Federal Mogul, FMP Subfund $55 million
G-1 $770 million
J.T. Thorpe Company Successor $233 million
Keene Creditors Trust $45 million
Lykes Tort Claims n.a.
United States Mineral Products $8 million
UNR Asbestos-Disease Claims n.a.
Utex Industries, Inc $10 million
APG $333 million
North American Refractories Company $6.3 billion
Quigley Company, Inc. $569 million
Skinner Engine Co. n.a.
Thorpe Insulation Company $389 million
W. R. Grace and Co. Asbestos $2.9 billion
Christy Refractories n.a.
Energy Future Holdings Corp. n.a.
Fuller-Austin n.a.
Metex n.a.
Hercules Chemical Company, Inc n.a.

¿Quién puede recuperar la compensación de los fondos fiduciarios del asbesto?

Los fondos fiduciarios del asbesto brindan una compensación financiera a las personas que desarrollaron una enfermedad luego de la exposición al asbesto en el trabajo. Los ex empleados cuya salud se vio gravemente afectada por la exposición ocupacional son elegibles para presentar un reclamo ante uno o varios fondos fiduciarios del asbesto, según el número de empresas culpables. Si bien cada fondo fiduciario del asbesto utiliza una serie diferente de requisitos a cumplir por las personas que intentan obtener una indemnización, la mayoría de ellos opera según los siguientes criterios de elegibilidad:

  • el reclamante debe haber estado expuesto al asbesto en bruto o productos que contienen asbesto mientras trabajaba para la compañía detrás del fondo fiduciario de asbesto en cuestión (la duración requerida de la exposición varía de un fondo fiduciario a otro, el promedio es de 5 años)
  • el solicitante debe tener un diagnóstico de mesotelioma, cáncer de pulmón, asbestosis u otro cáncer relacionado con el asbesto (esófago, vejiga, colorrectal, etc.) y su enfermedad debe haber ocurrido al menos 10 años después de la primera exposición al asbesto.

Nuestros hábiles abogados le ayudarán a presentar un reclamo ante los fondos fiduciarios del asbesto

Con 27 años de experiencia en litigios relacionados con el asbesto, los abogados de Environmental Litigation Group, PC han estado ayudando y representando a más de 25.000 víctimas del asbesto. Hasta el momento, más de 150.000 reclamos de asbestos preparados por nuestros abogados con experiencia han resultado en una compensación financiera. Si padece una enfermedad como consecuencia de la exposición ocupacional al asbesto, le recomendamos encarecidamente que emprenda acciones legales de inmediato, ya que, lamentablemente, el tiempo es limitado. Comuníquese con nosotros al 205-328-9200 y le responderemos a cualquier pregunta que tenga sobre el proceso legal. Nuestra tarifa estándar es del 40%, tarifa de contingencia. Lo que significa que solo cobramos el honorario al tener éxito con el reclamo y al recuperar la compensación para usted. Si no cobramos nada, no tendrá ningún gasto de su bolsillo.

¿Cómo funcionan los fondos fiduciarios del asbesto?

Los fondos fiduciarios del asbesto operan en nombre de las compañías responsables. Cada uno de ellos es administrado por un consejo de administración que no tiene ninguna relación con los ejecutivos, empleados o personal de la empresa. Los fideicomisarios están a cargo de procesar los reclamos presentados por las víctimas del asbesto, calcular la cantidad de dinero para la cual cada individuo es elegible, hacer pagos mensuales a aquellos cuyos reclamos fueron aprobados, así como garantizar que el fideicomiso tenga fondos suficientes para compensar a los futuros reclamantes. Cabe señalar que los fondos fiduciarios del asbestos solo pagan un cierto porcentaje de la suma total de dinero para la cual un reclamante es elegible, dependiendo de sus recursos financieros. El porcentaje puede cambiar con el tiempo debido a diversos factores.

En general, las reclamaciones de mesotelioma resultarán en una compensación sustancial, ya que esta es la enfermedad más grave que puede causar la exposición al asbesto, mientras que las personas que padecen otros tipos de cáncer recibirán compensaciones de menor importe. Si bien las condiciones no malignas como la asbestosis valen una cantidad relativamente pequeña de dinero, un abogado especializado en litigios relacionados con el asbesto puede negociar con los fideicomisarios para obtener un resultado más satisfactorio.

Independientemente del fondo fiduciario del asbesto ante el cual se presente el reclamo, este debe ir acompañado de lo siguiente:

  • evidencia de empleo, como registros o facturas, que son necesarios para respaldar la exposición al asbesto en su lugar de trabajo
  • documentación médica queindique claramente su diagnóstico y cómo se relaciona con la exposición ocupacional, así como pruebas concretas de su enfermedad, como informes de patología o radiografías

La evidencia que deberá presentar junto con su reclamo depende del fondo fiduciario para el asbesto del que solicita la indemnización, pero también de su enfermedad, ya que los requisitos son diferentes para cada enfermedad elegible. Es importante saber que hay tres formas de presentar un reclamo:

  • revisión acelerada, para individuos que cumplen con todos los criterios de elegibilidad, lo que resulta en una cantidad de dinero preestablecida
  • revisión individual, para los reclamantes que cumplan con los requisitos del fideicomiso solo parcialmente, lo que podría proporcionarle una suma de dinero mayor (sin embargo, tendrá que esperar más para que se revise su reclamo)
  • revisión extraordinaria, que es adecuada para circunstancias especiales, como cuando una persona haya estado expuesta al asbesto por una sola compañía durante varias décadas

Decidir cuál de las tres es la adecuada para su caso particular puede ser un desafío. Por esta razón, se recomienda encarecidamente pasar por todo el proceso legal con la ayuda de un abogado experimentado cuya área de práctica principal sean los litigios por asbesto. Después de la presentación, su reclamo será revisado en consecuencia. Los reclamos que conllevan el menor tiempo de espera son las presentadas por mesotelioma, que generalmente se liquidan en un plazo de 3 a 6 meses. Si su solicitud de compensación es aprobada, recibirá la suma de dinero asignada a su reclamo en pagos mensuales. Otros factores que podrían influir en la rapidez con la que se procesará su reclamo incluyen:

  • el tamaño del fondo fiduciario del asbesto
  • el número de reclamos que los administradores tienen que revisar
  • el tipo de revisión a través del cual se presentó su reclamo
  • la complejidad de su caso

Otra ventaja de trabajar con un abogado es que éste puede negociar la cantidad liquidada con el fideicomiso si su reclamo se presentó a través de una revisión individual. De esta manera, es muy probable que recupere considerablemente más dinero de lo que inicialmente estaba programado para recibir.

Si los productos peligrosos que manejó o a los que fue expuesto en el trabajo fueron fabricados por más de una compañía, puede presentar el reclamo ante varios fondos fiduciarios del asbesto. Siempre que cumpla con los criterios de elegibilidad, tiene el derecho legal de buscar una compensación del fondo fiduciario del asbesto de cada compañía responsable de su lesión.

NUESTRO PROCESO LEGAL PARA PRESENTAR RECLAMOS ANTE LOSFONDOS FIDUCIARIOS DEL ASBESTO

Los beneficios de tener un abogado que prepare su reclamo de asbesto para su presentación

Como ya puede haber llegado a la conclusión, pasar por el proceso de obtener una compensación financiera de los fondos fiduciarios del asbesto no es una tarea sencilla. Desde la recopilación de pruebas suficientes para respaldar la conexión entre su enfermedad y la exposición al asbesto hasta la decisión de cómo presentar su reclamo, hay muchos aspectos que deben evaluarse antes de emprender una acción legal.

Si bien puede elegir presentar un reclamo por su cuenta, no es la idea más inteligente. Además de ser una tarea muy agotadora y que requiere mucho tiempo, buscar la propia compensación conlleva un alto riesgo de no recuperarla.

Se pueden pasar por alto muchos detalles importantes durante la preparación del reclamo, lo que puede resultar en que el fondo fiduciario del asbesto le niegue una indemnización. Un abogado especializado en casos de asbesto puede ser de una ayuda inestimable desde numerosos puntos de vista.

Aquí hay cinco beneficios de tener un abogado con experiencia en casos relacionados con el asbesto que presente su reclamo. Sin embargo, hay muchos otros, que seguramente descubrirá durante el proceso si decide trabajar con un abogado.

  • Seguramente recibirála compensación financiera adecuada. El conocimiento especializado y la experiencia de un abogado que maneja con regularidad casos relacionados con el asbesto asegurará que su reclamo se presente de manera adecuada, y que la evidencia que lo acompaña sea confiable y suficiente. El riesgo de que su reclamo sea rechazado es virtualmente inexistente.
  • Podrá recuperar más dinero. Tal y como se mencionó anteriormente, un abogado tiene las habilidades necesarias para negociar la compensación asignada a su reclamo inicialmente en el caso de revisiones individuales. Existe una alta probabilidad de que eventualmente reciba una cantidad de dinero mayor de la que tenía programada en un principio.
  • Su reclamo de asbesto estará listo para su presentación más rápido. Preparar los reclamos para presentarlos es un proceso que los abogados especializados en casos de asbesto conocen bien, ya que la mayoría de ellos han asistido a las víctimas de la exposición durante años. Su abogado se encargará de todos los trámites necesarios y considerará cuidadosamente todos los aspectos técnicos relacionados con la preparación de un reclamo.
  • Su equipo legal investigará y reunirá evidencia sólida para usted. Si está luchando contra una enfermedad, es probable que no se sienta capaz de pasar incontables horas tratando de encontrar pruebas suficientes para respaldar su reclamo. Los abogados especializados en casos de asbesto tienen un equipo profesional de expertos legales que se asegurarán de que su reclamo se presente junto con la prueba de exposición pertinente. También investigarán su caso a fondo para descubrir otros detalles que podrían hacer que los fideicomisarios procesen su reclamo más rápidamente.
  • Podrá centrarse principalmente en su salud y tratamiento. Debido a que su abogado y su equipo legal atenderán la gran mayoría de los aspectos involucrados en la preparación de los reclamos, no tendrá que dedicar gran parte de su tiempo a buscar una indemnización. De hecho, todo lo que tiene que hacer si decide presentar un reclamo es ponerse en contacto con un abogado, explicar su situación, asistir a varias consultas y proporcionar al equipo legal su historial de trabajo y los registros médicos.

Los bufetes de abogados especializados en casos de asbesto trabajan generalmente con una tarifa de contingencia, por lo que pagarle a su abogado debe ser su última preocupación. A menos que recuperen con éxito la compensación en su nombre, no tiene que pagarle ningún honorario a su abogado. Después de la liquidación de su reclamo, los honorarios de los abogados se deducirán de la cantidad de dinero que reciba del fondo fiduciario.

El motivo por el que presentar un reclamo por su legítima compensación tan pronto como tenga un diagnóstico es crucial

El estatuto de limitaciones evita que las víctimas del asbesto busquen una compensación financiera después de un cierto período de tiempo desde su diagnóstico. Dependiendo de su estado de residencia, tiene entre uno y seis años desde el momento del diagnóstico para presentar un reclamo ante los fondos fiduciarios del asbesto. De lo contrario, ya no será elegible para una indemnización, ya que los fondos fiduciarios del asbesto no le permitirán presentar un reclamo si el estatuto de limitaciones haya vencido.

En ciertos casos, no es el estatuto de limitaciones de su estado lo que se aplica, sino el estado en el que se encuentra la empresa en la que trabajó. Esta es otra razón importante por la que debe consultar con un abogado especializado en casos de asbesto si desea buscar una compensación. Podrán determinar qué estatuto de limitaciones se aplica a su caso y preparar su reclamo en consecuencia.